UNA IMAGEN DE CINE: HISTORIA DEL LOGO DE A RIANXEIRA

Media Europa estaba fascinada con Sofía Loren. Con esa imagen de italiana de rompe y rasga que mantuvo a lo largo de toda su vida, había rodado ya más de una docena de películas. Pero fue en 1955 con “La donna del fiume” cuando Europa descubrió que había nacido una estrella. La dramática historia presenta a una Sofía Loren esplendorosa. Y ofrece un momento que queda imborrable en el recuerdo de cuantos entonces ven el film, bailando como nadie lo hizo aún el Mambo Bacan.

A miles de kilómetros de Italia, Jesús Alonso Fernández, que poco antes había puesto en marcha la primera factoría de la conservera Rianxeira, queda seducido por la joven actriz. Y decide que la imagen de su empresa va a ser la de una mujer, en una pose muy parecida en uno de los momentos de la película.

Desde entonces, en este medio siglo de vida de Jealsa, esa joven sonriente ha sido el emblema que ha identificado por todo el mundo los productos de Rianxeira. Sólo al cumplirse el medio siglo de su aparición el retrato sufrió unas leves modificaciones. El hoy presidente de Jealsa puso sus ojos en Sofía Loren y en una de sus películas más populares. Pero lo hizo cuando nadie había reparado en la actriz italiana.

Recientemente, en uno de sus viajes a Chile, el actual director general Jesús Alonso, no daba crédito a lo que estaba viendo cuando sentado en un establecimiento se disponía a tomar un café. De una de las paredes colgaba un fotograma de “La chica del río”. Era el mismo que había llamado la atención de su padre, décadas atrás. Sofía Loren, en actitud llamativa, sostenía una lata de conservas entre sus manos. Jesús Alonso no dudó en solicitar una copia del cartel. Y convenientemente modificado para que la marca Rianxeira estuviese en el envase, figura hoy en un lugar destacado de la conservera en su principal factoría de Boiro.

VOLVER

MÁS CURIOSIDADES

  • 1
  • 2
  • 3